miércoles, 25 de octubre de 2017

Consejos para la primera vez de tu bebé en la piscina ♥

Hoy quiero compartir contigo nuestra primera experiencia en la piscina con Mateo. ¿Te acuerdas que con sólo un mes de vida lo llevamos al spa de bebés? Desde que Mateo nació tuve claro que quería que tuviese la oportunidad de crecer con el agua y pudiese aprender a moverse, expresarse y, sobre todo, pasarlo bien chapoteando. Hoy hablaremos de la primera experiencia de bebés en la piscina, matronatación o natación para bebés (como algunos lo llaman) y todo lo que necesitas saber para que tu bebé se inicie en el agua.


Hace unas semanas asistí a un Taller devínculos con el bebé impartido por Noemi Suriol, cocreadora y continuadora del método Lenoarmi. Ese día comencé a leer su libro “¡Bebés alagua! Jugar, flotar, nadar” y, para mi sorpresa descubrí que los bebés pueden empezar a experimentar en la piscina desde los 0 meses, una vez que se les cae el cordón umbilical. De modo que decidí poner fecha para la primera vez de Mateo en el agua sin perder más tiempo.

Lenoarmi es una escuela de educación física integral para toda la familia próximo al distrito de Sarrià en Barcelona. Nada más llegar nos sentimos acogidos por la amabilidad de todo su personal. Me sorprendió descubrir que disponen de actividades dirigidas a todas las edades: a mamás embarazadas, para adultos y mayores, y para bebés y niños. Todas ellas tienen un punto en común: la salud para el bienestar a través del movimiento conectando con la mente , las emociones y el cuerpo tanto en el medio acuático como en el terrestre.

Mateo y yo hemos iniciado el programa para bebés, en concreto la actividad acuática Baby Aquatic. Como toda primera vez, antes de asistir me asaltaban un montón de dudas. Sólo sabía que teníamos que llevar el pañal de agua, bañadores, toalla y muchas ganas. Pero no tenía claro si sería capaz de cambiar a Mateo mientras me cambiaba yo… temas logísticos. Por suerte, en Lenoarmi tienen todo pensado y disponen de un espacio previo a la piscina donde con toda comodidad te ayudan a preparar a tu bebé y que vaya cogiendo la temperatura necesaria para pasar al agua.

Una vez preparados, mamá y bebé pasamos a la piscina. Noemí nos explica que desde el principio es necesario establecer ciertas pautas para la educación de nuestro bebé y me indica la importancia de no entrar al agua junto con el bebé y enseñarle a esperar. Y entonces, ¿Cómo entrar a la piscina con un bebé? Lo mejor es que otra persona lo sujete por detrás mientras el bebé espera en el bordillo (si no hubiese alguien para ayudarte puedes dejarlo tumbado boca abajo en el suelo con la mirada hacia la piscina). A continuación el adulto debe entrar lentamente al agua y sólo una vez dentro del agua invitar al bebé a entrar suavemente explicándole dónde está, qué vamos hacer, etc.

¿Cómo empezar en la piscina con un bebé? Una vez que estés dentro del agua con tu bebé el primer objetivo será adaptar su cuerpo a la temperatura de la piscina y relajaros. Algunos consejos que aprendí de Noemí son:
  • Sujetar al bebé con seguridad de manera cómoda y a ser posible con la vista en la piscina.
  • Realizar movimientos suaves de lado a lado para dar seguridad y tranquilidad al bebé. Evitar movimientos de arriba abajo ya que pueden generar inseguridad en el agua.
  • Conectar con tu bebé: míralo a los ojos, abrázalo, háblale, cántale.
Noemí subraya la importancia de estar relajados en el agua. Puede que pienses que será tu bebé el que esté nervioso pero en mi caso la que estaba tensa era yo. Nunca pensé que me fuese a poner tan nerviosa y es que los adultos vivimos en un ritmo frenético y tenemos que aprender a vivir de un modo más “slow” lento. Por ello, lo primero fue conseguir que mamá bajará unas cuantas revoluciones, se relajara, se quitara las tensiones y empezase a actuar, pensar y moverse lentamente para transmitirle seguridad a mi bebé.

¿Cuáles son los movimientos en el agua para bebés en su segundo trimestre? Ahora mismo Mateo tiene 5 meses por ello, Noemí nos indico una serie de movimientos en el agua adaptados a bebés del cuarto al sexto mes de vida.


El primer movimiento lo hicimos con Mateo apoyado en mi pecho mirando hacia delante con mis manos sujetando su cintura. Caminando en el agua hacia atrás sin dejar de hablar y cantar a  mi bebé y propiciando un ligero movimiento de sus piernecitas. Fue mágico ver lo bien que Mateo se adaptaba al agua.

 como algunos lo llaman)os de la experiencia de de entonces supe que a Mateo le encantar modo que fuera preocupaciones, fuera st
El segundo movimiento, aprovechando la anterior formar de cogerlo, es colocar al bebe boca abajo y deslizarlo hacia delante vigilando siempre que el bebé no trague agua.


En el tercer movimiento colocamos a nuestro bebé delante nuestro sujetándolo con las manos planas por el pecho y comenzamos a andar hacia atrás balanceando al bebé de un lado al otro. ¡Este tipo de movimiento les encanta! Y a los papis nos relaja muchísimo.

El cuarto movimiento, la inmersión, es el que más miedo nos da a los primerizos, una vez más por nuestras inseguridades y falta de experiencia. Lo más importante es que estemos tranquilos y les ayudemos a hacer una inmersión firme, suave, tranquila y ligera. Por si no lo sabes, una inmersión es entrar suave y tranquilamente en el agua con todo el cuerpo y la cabeza. Noemí nos indicó en todo momento cómo hacerlo, el tipo de movimiento y al oír “¡Uno, dos, tres, inmersión!”, Mateo experimento su primera inmersión en piscina. Recuerda: hazlo con muchísima suavidad porque si lo hacemos rápido y con movimientos bruscos tu bebé puede asustarse.


Después de esta primera experiencia en el agua con Mateo he aprendido muchísimas cosas y estoy deseando volver a la próxima clase para juntos seguir aprendiendo, conectando y creciendo con el agua. Una sesión de Baby Aquatic es un regalo de 45 minutos para estar con tu bebé, bajar el ritmo, conectar con tu hijo, propiciar su desarrollo y disfrutar sin prisas.

Si quieres conocer más sobre el Método Lenoarmi puedes descubrirlo aquí. Así mismo, te recomiendo su libro ¡Bebés Al Agua! Jugar, flotar, nadar donde aprenderás un montón de consejos para propiciar la relación de tu bebé con el agua: desde el primer baño, la bañera, la piscina, el mar… y todo lo que necesitas saber de la relación de tu hijo con el agua. Te dejo también un enlace a sus redes sociales para que aprendas un poco cada día de su mano: Instagram Lenoarmi, Facebook Lenoarmi, Web Lenoarmi.


Estoy deseando contarte la evolución de Mateo en el agua. Puedes seguirme en mi cuenta de Instagram @ale_samaniego y Facebook . ¡Hasta la próxima!